Navigation Menu
Tallin

Tallin

on 24/03/2013

Share This: Tallin, la perla del Báltico   Tallin es la niña bonita de los países Bálticos. Si a su casco viejo sacado de un cuento de los Hermanos Grimm le sumamos que está a dos horas en ferry de Helsinki (70 km), además de en la ruta de paso hacia San Petersburgo, la combinación resultante es ganadora, verdad? Así ha pasado con la capital estonia, el auge que ha tenido en los últimos años hace que las calles del centro estén repletas de turistas venidos de todas partes, que pasean y pasean por sus adoquinadas calles flanqueadas de cuidadas y bonitas casas medievales. Tallin es toda una delicia visual, es una de las ciudades medievales europeas mejor conservadas. Las fachadas están impecables y los letreros de los establecimientos están en sintonía con la estética medieval de todo el conjunto. Por supuesto, el casco viejo es Patrimonio de la Humanidad. Lo único que le resta un poco de encanto a la ciudad es el hecho de ser tan turística. Es guapa y lo sabe, así que lo aprovecha. Multitud de tiendas de souvenirs, restaurantes, bares, hoteles… Todo enfocado a hacer de Tallin la perfecta visita de crucero de un día, o de algo más de tiempo en caso de que te quieras quedar. El centro de Tallin se recorre rápido, debe estar compuesto de unas 20 o 30 calles como mucho. Fuera de eso hay una ciudad más en consonancia con Europa, con bastantes edificios al estilo de los países escandinavos, bloques de cristal en su zona de negocios y remanentes del comunismo en forma de enormes monstruos de apartamentos. Aquí empezamos a acostumbrarnos al frío y a tener mucho cuidado con el hielo incrustado permanentemente en las calles: resbala mucho! Pero eso es algo que no impide a las chicas ir en tacones y minifalda cuando salen. Es como un reto: cuanto más frío, más me la juego. La verdad es que Tallin tiene bastante ambiente, muchos bares y buena vida nocturna; nosotros podemos dar buena fe de ello. Escribiría acerca de los diferentes sitios a visitar en Tallin, pero no es necesaria ninguna guía ni indicación, sólo con pasear por las calles del casco viejo irás encontrando una tras otra...

Leer más